Restauración del manglar en tierras comunales y privadas bajo esquemas gubernamentales de manejo sustentable y conservación

Full Solution
Vista aérea del ecosistema de manglares y humedales
INECC

El uso de dos esquemas gubernamentales para la protección y uso sustentable de los recursos (i.e, manglares), ha sido fundamental para crear un nicho de experimentación y potenciar la restauración de un área considerable de humedales (25 ha), Las actividades han incluido la reforestación de manglar, el desazolve de canales y la restauración del flujo hídrico. La población, se ha favorecido con el pago de jornales provenientes de diversos proyectos, al mismo tiempo que ha recibido capacitación y fortalecido sus capacidades técnicas.

Last update: 21 Feb 2023
4296 Views
Contexto
Défis à relever
Sequía
Inundaciones
Degradación de tierras y bosques
Usos conflictivos / impactos acumulativos
Pérdida de ecosistemas

Los huracanes y tormentas dispersan la contaminación del río relacionada con actividades agrícolas, ganaderas, y de la industria azucarera y petrolera que se localizan río arriba, ocasiona la disminución de la producción pesquera.

El mantenimiento del financiamiento a largo plazo es un gran desafío; si se pretende que continúen todas las actividades relacionadas con la rehabilitación, la vigilancia y el monitoreo del ecosistema de manglares continúan. La inversión en personal, infraestructura y equipamiento técnico es indispensable.

Scale of implementation
Local
Ecosystems
Manglares
Piscina, lago, estanque
Humedales (pantano, turberas)
Tema
Fragmentación del hábitat y degradación
Especies y la extinción
Adaptación al cambio climático
Servicios ecosistémicos
Restauracion
Ubicación
Golfo de México, Veracruz, México
América del Norte
Procesar
Summary of the process

El Building Block 1 "Restauración y reforestación de manglares basada en pruebas" y el Building Block 2  "Utilización de planes gubernamentales para la gestión sostenible de tierras privadas y comunitarias" trabajan en conjunto. El primer bloque se centra en la recuperación del ecosistema y sus funciones básicas, mientras que el segundo bloque proporciona apoyo institucional y tierras disponibles para fortalecer los aspectos institucionales y técnicos de la restauración del ecosistema local de manglares. Los componentes tercero y cuarto vinculan la labor de restauración con algunos ejemplos de gestión sostenible y diversificación de los medios de vida.

Building Blocks
Restauración y reforestación de manglares basado en la evidencia

Al hacer alianza con una asociación civil local con trabajo permanente en el área, INECC pudo enfocar mejor los recursos humanos y económicos en la reforestación de 25 ha de manglar y en el desazolve de 3km de canales para la restitución de los flujos hídricos del humedal.  La reforestación de manglar se realizó mediante la técnica de “chinampas” (montículos de lodo de 1 x 1m) las cuales sirven de plataforma para un óptimo crecimiento de las plántulas de manglar. Esta técnica, utilizada anteriormente en otras áreas vecinas, incluye una fase de monitoreo ecológico con una línea base y puntos de monitoreo fotográfico geo-referenciado para ver la evolución visual del crecimiento mensual de las plántulas en cada una de las casi 6 mil chinampas establecidas.

Además, la participación directa de las comunidades en las actividades proporcionó conocimiento empírico sobre las particularidades del terreno, y mano de obra esencial para abrir, cavando a mano, los canales. La fusión de conocimiento técnico y empírico ha creado evidencia sobre la modificación ecológica del paisaje: el establecimiento de las chinampas eleva el micro relieve del sitio, y los flujos hidrológicos traen nutrientes y oxígeno, creando nichos ecológicos que las especies ocupan para restablecer la cadena trófica.

Enabling factors

Contar con apoyo permanente y comprometido de ONGs locales con experiencia en el trabajo social de base comunitaria y conocimiento profundo de la zona; Contar con recursos económicos y humanos para poder emplear a las comunidades locales para llevar a cabo el trabajo de rehabilitación;  Contar con suficiente experiencia y evidencia tecnica empírica para invertir suficientes recursos y tiempo en la reforestación mediante la técnica de "chinampas"; Realizar estrategias de conservación de humedal. 

Lesson learned

El destinar suficientes recursos económicos para el pago de jornales de la gente de las comunidades que trabajan en las acciones de restitución de manglares y flujos hidrológicos, es una de las fórmulas más exitosas para garantizar el interés de la misma gente por mantener dichos espacios protegidos, e incluir otros nuevos en este tipo de acciones; Abrir y mantener canales dentro del sistema de manglar para facilitar los flujos naturales entre las fuentes de sal y agua dulce es un componente clave para reducir los problemas de salinización, así como para garantizar que se mantenga un manglar saludable; Los problemas para los sistemas de manglar pueden verse exacerbados por eventos climáticos como tormentas tropicales que destruyen partes de los manglares. Sin embargo, los problemas crónicos pueden ser causados por actividades río arriba, como una reducción en los caudales de los ríos, debido a la extracción excesiva de agua para fines agroindustriales y pecuarios, que aumenta los problemas de salinidad y contaminación de los sistemas de manglar.

Atrayendo tierras privadas y comunitarias a un manejo sostenible

Aprovechando fondos del proyecto, y la existencia de dos esquemas gubernamentales de apoyo al manejo sustentable y protección: i) las Áreas de Protección Privada (APC), y ii) las Unidades de Manejo Ambiental (UMA). Las APC representan, en Veracruz, un esquema de conservación voluntaria, en el que la población se suma a los esfuerzos de la parte estatal, contribuyendo con ello a fortalecer los espacios naturales protegidos de la entidad. En la APC “El Pajaro”, INECC junto con las organizaciones de base local iniciaron una serie de acciones de manejo de 25 ha de manglares. La estrategia involucró trabajo participativo con la gente de las comunidades para incrementar la conciencia sobre lo que significa tener un manglar saludable, y continuó con acciones de capacitación para el manejo de este.

 

Los planes de manejo para la UMA del ecosistema de manglar propiedad del ejido el Tarachi, incluyeron la provisión de equipamiento e infraestructura, y capacitación para realizar las siguientes actividades: i) elementos para la reforestación con especies nativas; ii) un protocolo de conservación y estándares para ser seguidos por las comunidades locales; iii) orientación sobre actividades económicas que podrían desarrollarse sin afectar el ecosistema, entre otros.

Enabling factors

Contar con recursos económicos y humanos para poder emplear a las comunidades locales para llevar a cabo el trabajo de rehabilitación;

Contar con el apoyo de la comunidad para mantener las mejoras que se han logrado en el humedal;

Contar con la evidencia suficente para demostrar a las comunidades que el trabajo colectivo realizado en la APC y la UMA, traería beneficios más amplios para las zonas y actividades colindantes a dichas unidades de manejo.

Lesson learned

Las APC necesitan consolidarse y proporcionar mayores beneficios a los dueños de la tierra que se suman voluntariamente. Las actividades del proyecto pueden sentar un buen precedente ante el estado para fortalecer estos esquemas de manejo;

Las APC pueden funcionar como espacios de experimentación de buenas practicas, pero se necesita involucrar tanto a la comunidad como a las autoridades locales en su protección y uso sustentable;

Es esencial una buena gestión de la red de ONG y la presencia permanente a largo plazo de los trabajadores de campo necesarios para el desarrollo de la capacidad;

Infraestructura para combinar la ganadería con el mantenimiento de los flujos hídricos

“Sin un buen flujo hídrico, ningún sistema de manglar puede sostenerse”. De ahí la importancia de, no sólo abrir canales para restituir los flujos hídricos, sino también de mantener la viva la dinámica de dichos flujos en el largo plazo. Una de las actividades que más afecta a los humedales es la ganadería. Los ganaderos, buscando proporcionar terreno firme a sus vacas, tapan los canales y azolvan los cuerpos de agua. En las zonas restauradas por el proyecto, aun aquellas con bajo esquemas de protección, la ganadería les afecta directa o indirectamente. Una manera de reducir este impacto fue el combinar los intereses productivos de los múltiples ganaderos de la zona, con la protección de los flujos hídricos, mediante la construcción tres puentes elevados en pilotes para el paso de ganado en sitios estratégicos. También, se establecieron “cercas vivas” alrededor de las zonas de reforestación para mantener en resguardo a dicha zona. Para estas cercas se usaron plantas y árboles de utilidad económica para beneficios de las comunidades

Enabling factors

Recursos suficientes para el desarrollo de las actividades innovoras;

Contar con el apoyo de las comunidades para crear convenios y respetar las áreas restauradas;

Sensibilización sobre la importancia de mantener el flujo hidrológico mientras se continúa criando ganado en el área rehabilitada;

Contar con productores locales amigables con la innovación que estén dispuestos a ser los primeros en modificar sus prácticas;

Lesson learned

Abrir y mantener canales dentro del sistema de manglares para facilitar los flujos naturales entre las fuentes de sal y agua dulce es un componente clave para reducir los problemas de salinización, así como para asegurar que se mantenga un manglar saludable; La conservación y los medios de vida son dos caras de la misma moneda. En los ecosistemas en donde viven las comunidades, no es posible tener uno sin el otro; Es mejor ser realista y tener en mente que las actividades productivas no van a desaparecer de la zona, Así que es mejor buscar combinar las actividades de impacto como la ganadería con las actividades de restauración y de mantenimiento de los flujos hidrológicos. Ser flexible puede traer muchos más beneficios.

Promoción de la diversificación y de la seguridad alimentaria

Uno de los beneficios esperados de la rehabilitación del micro-relieve y de los flujos hídricos del manglar es el mejorar las condiciones para la pesca local de escama y de crustáceos, que son soporte de la economía local. También, el manglar saludable, durante la época de floración, soporta las actividades apícolas para la elaboración de miel de mangle. Aunado a ello, se buscó promover la diversificación de fuentes de ingreso y de fuentes de alimentación mediante la reforestación de zonas riparias utilizando árboles frutales y otras especies de importancia económica local. Las mujeres de las comunidades fueron quienes llevaron a cabo las actividades de cuidado de plántulas y siembra.

Enabling factors

Contar con conocimiento de la zona y de las necesidades locales para saber cómo apoyar los modos de vida;

Contar con viveros para el desarrollo de plantas de importancia económica y alimenticia;

Capacitación de los grupos de mujeres para cuidar y mantener el vivero, así como para la siembra.

Lesson learned

Interpretando las normas y regulaciones de una manera flexible permite a la comunidad adoptar una gama de actividades productivas secundarias basadas en el uso sostenible de los ecosistemas de manglar. Estas actividades productivas secundarias pueden actuar como amortiguadores, capacidad de adaptación, para estas comunidades cuando las amenazas climáticas afectan a las pesquerías. Esto también ha llevado a una reducción del conflicto y una mayor apreciación por parte de las comunidades del valor de los ecosistemas en los que viven.

Impacts
  • Se ha logrado alcanzar una superficie crítica bajo acciones tecnicas de restauración y reforestación del manglar que, además, han sido zona de experimentación y capacitación de la gente local para el mejoramiento de dichas tecnicas;
  • Se ha probado la utilidad de contar con esquemas gubernamentales de manejo sustentable y conservación que animen a más comunidades, ejidos, y a dueños privados de la tierra, a sumarse a los esfuerzos de restauración del manglar;
  • las comunidades ha recibido capacitación técnica sobre la reforestación de manglar usando la técnica de las “chinampas”, así como también sobre la apertura de canales y la rehabilitación de flujos hídricos en el humedal;
  • varias comunidades y ejidos, asi como dueños privados han obtenido apoyo para la elaboración de un plan de manejo específico para sus áreas bajo esquemas gubernamentales de manejo sustentable y protección del manglar;
Beneficiaries

Las comunidades locales se benefician de la experiencia de trabajar en los manglares y de poder ser empleadas cuando se necesiten más trabajos de restauración en el área; Rehabilitación sin precedent de ecosistemas de manglares de la laguna interior.

Sustainable Development Goals
ODS 8 - Trabajo decente y crecimiento económico
ODS 13 - Acción por el clima
ODS 15 - Vida de ecosistemas terrestres
ODS 17 - Alianzas para lograr los objetivos
Story

El área del

Haciendo uso de dos esquemas gubernamentales de uso y manejo sustentable de los recursos naturales, el proyecto buscó incluir a un mayor número de actores, y sus tierras, dentro de un manejo sustentable. El esquema de Áreas Privadas de Conservación (APC) creado por el gobierno estatal de Veracruz ha integrado a más de 484 APC con una superficie de 20,564 has bajo esquemas de manejo. El proyecto trabajó con una de estas APC llamada “El Pájaro” para llevar a cabo acciones de reforestación de manglar usando una técnica innovadora a través de la formación de chinampas” para dar soporte a las plántulas e incrementar el éxito en el establecimiento de estas. El trabajo permanente de ONGs locales en esta zona, permitió el acceso a conocimiento técnico y experiencia de varios años sobre la topografía y la hidrografía (microflujos) de los humedales de la zona, y la manera adecuada de restaurar humedales con diferentes niveles de degradación, lo cual influyó en el éxito de la reforestación y la gestión de las actividades con las comunidades cercanas a la APC. Aprovechando la disponibilidad de recursos económicos provenientes del proyecto, se involucró a gente de las comunidades aledañas para que participaran tanto en la capacitación en el uso de la técnica de chinampas, como en la reforestación y en el desazolve manual de 3 km de canales. El esquema de Unidades de Manejo Ambiental (UMA) se usó en tierras comunales del ejido El Tarachi para la elaboración de un plan de manejo de los recursos del manglar.

Conectar con los colaboradores
Other contributors
Dra. Margarita Caso
Instituto Nacional de Ecología y Cambio Climático
Lic. Aram Rodríguez de los Santos
Instituto Nacional de Ecología y Cambio Climático (INECC)